SERIE ROCK AND LOVE

SERIE ROCK AND LOVE

Hoy quiero presentaros una serie multiautor que ha supuesto un verdadero reto para mí por muchos motivos.

Antes de nada, quiero anunciar que las opiniones vertidas sobre cada una de las historias es desde mi punto de vista, sin consultar críticas en redes, sin comentar con mis compañeras mi modo de enfocar esta serie y desde mi conocimiento en este ámbito, que es más de lo que algunos creen. Ante todo voy a dar mi opinión de la manera más objetiva posible y alguna hasta desde el cariño que profeso a alguien implicado en el proyecto, aunque no lo parezca.

En esta ocasión, al querer que conozcáis un poco de cada uno, iré directa al meollo y en mi opinión haré un recorrido superficial de las historias, así no os haré pesada esta entrada.

Y ahora sí que empezamos a conocer a los diferentes miembros de los BADMASH:

ARLO EN LA CUERDA FLOJA

Arlo Robbins es el primer personaje que vamos a conocer.

Desde jovencito tiene muy claro lo que quiere en su vida: ser un afamado músico. Por ello invierte todo su tiempo y esfuerzo en su guitarra ya que quiere obtener una beca para el mejor conservatorio.

Aquí viene lo bueno, cuando estás tan seguro de tu superioridad, llega una chica con un ukelele y te arrebata tu sueño, además de que la ha infravalorado hasta que te das cuenta de que es igual o mejor que tú y eso, tan joven, te pone. Y ahí empieza su rara historia de amor.

Hasta aquí direis: pues no está mal la historia. Y en parte lleváis razón, hasta que vas leyendo y te encuentras con incongruencias, fallos que al lector lo hacen volver atrás porque se da el caso de que “donde dije digo, digo Diego”, y para mí, personalmente, hace que toda la trama pierda fuerza, me aburra y me cueste centrarme en los personajes.

A eso le vamos a añadir que el protagonista se regodea bastante en su miseria, en el pobre de mí porque Blair triunfa a lo largo de los años y él sigue estancado, algo que se vuelve la tónica general con cualquier cosa que le sucede. Filosofa hasta después de acostarse con su chica, el amor de su vida, esa meta inalcanzable que va dejando escapar porque él es muy poca cosa para Blair, la gran Queen B.

A esa mala racha se le une el unirse a una banda bastante extraña de por sí, lo llevará por malos pasos y le cerrará las puertas a su sueño cuando se le presenta la oportunidad. Pero no pasa nada, saltemos diez años que el destino va a compensar el que siga siendo mediocre aunque esta vez sepa tocar algo más que la guitarra.

Y aquí llega ya su aceptación en la banda, aunque para ello no lo va a tener fácil, evidentemente. Nos contará su periplo esos diez años aunque de manera escueta, cosa extraña para las vueltas que Arlo le da a todo, el reencuentro con personas que lo acompañaron una parte de su vida y para darle emoción al libro, o eso es lo que el autor ha intentado, tenemos un par de atentados bastante extraños.

La verdad es que la historia me ha defraudado bastante por muchos motivos:

  • Me esperaba una banda de rock auténtica, fiestas, desfases, personajes al límite y abriéndose en canal sin ser unos pelmas. Para leer charlas de abuela como por ejemplo entre el mánager de los Badmash y Arlo, habría escogido otro tipo de lectura.
  • Pensaba encontrar una historia que evoluciona y no algo lioso, que se contradice. Un ejemplo muy claro lo vais a tener en el tema drogas: no he llegado a saber si se drogaba, si estaba en contra o si al final admite que era una práctica habitual en algún momento de esos años.
  • He tenido la sensación durante toda la historia que no es una pluma la única participante ya que hay cambios de expresiones en el personaje, palabras usadas de manera erróneas, y mejor no me meto en temas de correcciones y demás, no es mi cometido como lectora.
  • El final me ha parecido precipitado, forzado, como si tuviera prisa por acabar. No es propio de Arlo, pero es lo que hay.

Si tuviera que puntuarlo de manera individual, darle 🐼🐼 sería demasiado generoso por mi parte.

Y después de todo esto, voy a darle una oportunidad al siguiente porque no debo juzgar una serie multiautor por la sensación que me deje el primero en publicar.

PATRICK: CANTARTE UN TE QUIERO

En la segunda entrega, conocemos a Patrick Frost, el vocalista del grupo, un ser muy sensible que arrastra una pena infinita por un amor perdido.

En el libro anterior se nos pintaba un vocalista arrogante, pagado de sí mismo, altivo y cual es mi sorpresa que en cuanto la escritora nos empieza a mostrar el carácter del personaje nos encontramos con todo lo contrario, es un ser apático, taciturno, hasta un pelín desagradable si cree que lo molestan y lo que es peor, un amargado.

La aparición de Lara, esa novia que creía haber perdido para siempre, lo lleva a autoflagelarse porque la ama y a la vez la odia por el abandono. Al menos el escuchar cual vieja del visillo detrás de las puertas le sirve para darse cuenta de lo mala persona que ha sido al juzgarla sin escuchar explicación alguna.

En esta historia en principio hay más acción ya que no solo tiene al acosador haciendo de las suyas sino que Lara trae carga propia, solo que es tan rápido y confuso lo que pasa, que a mi parecer faltan muchos detalles que no sé si la autora no ha querido contarlo por no alargar el libro o simplemente da por hecho que vamos a adivinar el porqué de la actitud de los agentes del FBI. Vamos que me lo he leído dos veces y sigo sin enterarme.

En esta historia he estado perdida más veces de las que un lector debería, el ritmo a veces ha sido tan rápido y desordenado que no he visto en qué momento han ido llegando personajes que parecían no estar en la escena, que me ha faltado desarrollo en partes donde hacia falta y me han sobrado charlas de marujonas, porque son tíos que se dan de puñetazos por cualquier provocación y luego los ves que se cuentan hasta lo que Dough le hizo a Lara la primera noche y no se molesta, flipante y raro, pero es lo que hay.

Si tuviera que puntuarlo de manera individual, y siendo generosa, le pondría 🐼🐼🐼. El motivo es simple: es una buena historia que personalmente veo con falta de desarrollo y donde sigo sin ver a esa banda de rockeros que nos pintan.

Vayamos a por la siguiente historia, esto se anima.

GRAYSON: LUCHA DE VOLUNTADES

Ahora vamos a desarrollar un poco lo que nos trae Jane McKenna con el bajista del grupo. Antes de nada, me gustaría decir que me he leído todos sus libros de época y me he parado a analizar si me gusta el cambio de registro.

Grayson se nos ha pintado como el más problemático del grupo, el macarra con la mecha corta y, oh sorpresa, la autora ha plasmado el carácter durante todo el libro.

Después de lo sucedido con el mánager en el libro anterior, en este vamos a encontrarnos de primeras con la reacción del bajista al conocer a D. J., el nuevo representante del grupo.

Danna llega a la vida de los Badmash sabiendo perfectamente quienes son, para eso es su trabajo, aunque teniendo algo en común con Gray, solo que él no la reconoce de primeras. Si escuchara de vez en cuando a su cabeza o su corazón, no pasaría lo que aquí.

El duelo de voluntades me ha parecido más un no cedo por cabezoneria y un yo menos porque no soy la jovencita de aquel entonces.

Lo bueno de este libro es que el personaje se ciñe a lo que nos han ido enseñando de él, juerguista, mujeriego al extremo, sin escrúpulos solo por querer demostrar que es de piedra, vamos un tío duro.

Además tenemos bastante acción porque Danna viene huyendo de un descerebrado y a eso hay que unirme al acosador, quien tiene que ser alguien muy cercano ya que sabe muchos detalles de la mansion.

Lo peor, se deja flecos sin resolver y no me refiero al acosador ya que hay que dejar material para los demás, sino al hecho de que Grayson no llega a abrirse para que sepamos qué le ha pasado con su familia, por poneros un ejemplo.

Para puntuarlo de manera individual, y siendo justa, se merece 🐼🐼🐼. Si estuviera más mimado en ciertos detalles, le añadiría uno más.

Ahora vamos a por la última historia. Sí, ya sé que hay anunciados cinco libros, solo que a última hora se ha quedado colgado uno, qué se le va a hacer.

DOUGH: EL FUEGO Y LAS BRASAS

Para las que todavía no conocéis a los Badmash, os presento a Dough Brown, el bajista del grupo, un practicante de BDSM y viene de la mano de Lisbeth Cavey.

Dough es el personaje más controvertido de todos por sus gusto sexuales, los cuales ha practicado solo o en compañía de su amigo Grayson.

La historia comienza con un Dough muy borracho al que se lleva a calabozos una rubia impresionante, es la sensación que tiene él a pesar de la neblina que le produce el alcohol. Podemos observar un hombre casi depresivo, el cual decide independizarse de los demás por el simple hecho de que todos tienen algo que él envidia aunque le va a costar un mundo reconocerse esa idea en voz alta.

Kendall Bekket es un inspectora con mucho éxito entre sus compañeros. A pesar de su juventud, tiene olfato para resolver casos y su tasa de no resueltos es cero. En cuanto tiene conocimiento de las diferentes denuncias que han puesto los miembros de la banda y la presencia de un acosador del que no tienen pistas ya que no deja huellas, se hace cargo a pesar del encontronazo con Dough, y es que ambos ya se conocen de unas noches antes.

En esta ocasión, la historia de esa persona que quiere dañar a los miembros de la banda y la de nuestros personajes van tan intrínsecamente unidas que cuando llegamos al final es sin darnos cuenta. La investigación policial evoluciona al ritmo que la historia de amor y pasión que la de Dough y Kendall aunque la inseguridad de ambos hará que tropiecen en varias ocasiones. Si es que una desgracia une y de qué manera.

Tengo que reconocer que esta historia me ha sorprendido para bien porque en todo momento Dough es él mismo, sin artificios, sin dulcificarlo, rudo y cariñoso según el momento, un hombre de impulsos, que es lo que nos han mostrado en libros anteriores de este personaje. Y qué decir de Kendall, no se deja manejar y aunque confiese una verdad dolorosa es su verdad y es sincera. Más de uno debería aprender de ella.

Otra cosa buena que quiero destacar de la historia es que por fin veo el atisbo de esa banda que nos han querido mostrar con poco éxito los autores anteriores. No es necesario que sean tipos duros que se follen a una mujer cada noche o se pongan hasta el culo de drogas, pero tampoco llegar al extremo de que casi vomitan corazones y ven unicornios.

Apuntar que en este libro se nota que la autora no ha dejado que el resto imprima su carácter ya que Lisbeth sí que ha sabido plasmar el carácter de cada uno de los miembros de la banda y los que están alrededor, algo que el resto no ha sabido o no ha querido hacer: Arlo no filosofa y Patrick es capaz de blasfemar sin pestañear, todo un milagro.

Mi puntuación de manera individual la tengo muy clara y es 🐼🐼🐼🐼.

Pues hasta aquí mi extensa reseña a esta serie multiautor que no ha acabado de gustarme y no solo por las historias en sí, ya que como habéis visto algunas son entretenidas y dignas de darle una oportunidad. Mis motivos son unos más egoístas quizás o es que me he vuelto muy exigente en los últimos tiempos. Se nota la prisa por publicar porque no han pasado por manos de correctores profesionales y eso se nota, y lo digo con conocimiento de causa ya que estoy perfectamente capacitada para hacer tal afirmación por mucho que ellos digan lo contrario. Es un error que se perdona en un novato, no en escritores que tienen ya un bagaje tras ellos.

Sé que muchos no vais a estar de acuerdo conmigo y lo entiendo, de ahí que haya dicho que es mi opinión personal. Solo os pido algo: leedlos, comentadlos, decid lo que os parece ya que a los autores las opiniones de los lectores los hacen crecer, les ayudamos a mejorar y es algo que desde los blogs fomentamos. Id a Amazon o Goodreads y dejadles vuestras reseñas, más pequeñas o más extensas, pero ayudadlos a mejorar.

Hasta la próxima crazys.

Esta entrada tiene un comentario

  1. Una reseña muy concisa… donde de cada historia nos muestras tu opinión de cada libro de forma independiente sin obviar que van enlazados. Muchos lectores nos fijamos en esos pequeños detalles que algunos autores creen que pasan desapercibidos pero no sabiendo que algunos lectores nos fijamos en todo y esos fallos o errores que notamos a través de la lectura nos las hacen más pesada.

Deja un comentario

Cerrar menú